Damián Muñoz: «Esperamos volver a sostener el nivel del equipo, que era muy bueno»

Actualmente como miembro del cuerpo técnico del plantel profesional de Curicó Unido, Damián Muñoz ha pasado por diferentes cargos en su vida ligada al club. No solo como jugador, sino que también como entrenador de series formativas. Sobre todo aquello, en una nueva entrevista a través de Instagram Live con Curicó Albirrojo, el multicampeón repasó momentos claves de estos años, que lo tienen como una de las personalidades más importantes en la historia de la institución.

Dentro de sus fases destacadas está el cómo comenzó su carrera como entrenador de fútbol. «Mis inicios como entrenador fueron en 2008, tras mi retiro. Me asimiló el no seguir jugando, pero por ahí José Gutiérrez ‘Guti’ tenía una escuela llamada ‘Naranja Mecánica’, y cuando me comentó que le faltaba un Profe me invitó a Teno a ayudarle. Ahí me empezó a gustar».

Sin embargo, según lo que él explica, su arribo al Albirró como DT fue 2 años después, cuando el Curi estaba bajo la presidencia del histórico Julio Ode Reyes. «En 2010, él me invitó a un proyecto de escuela de fútbol. Aunque eso no resultó, a mediados de ese año ingresé al fútbol femenino del club». Aún así, años después él se titularía como director técnico profesional. «Como entrenador me titulé en 2013 desde el Instituto Nacional del fútbol. Comencé a estudiar en 2011», agregó.

«Es importante que el jugador vaya sintiendo desde pequeño lo que es un clásico».

Otro de los temas que se tocó en su conversación fue su trabajo formando jugadores en las fuerzas básicas del conjunto curicano, y lo que significan actualmente los clásicos ante equipos como Ñublense o Rangers para los juveniles del club. «Es importante que el jugador desde pequeño vaya sintiendo lo que es un clásico, y que no es un partido como los demás», manifestó.

El también ex adiestrador de las series femeninas de la Albirroja agregó que «Cuando te toca enfrentar a esos rivales, en las semanas teníamos charlas. Les haciamos saber la importancia de ese partido al grupo. No eran 3 puntos, era ganarle al clásico rival. De hecho, una vez saqué una estadística que como de 20 clásicos que jugamos con esa categoría 99, perdimos súper pocos. 4 o 5 partidos, en la última etapa, cuando Ñublense salió campeón. Pero la gran mayoría de triunfos fue nuestra. Teníamos una supremacía».

Finalmente, ya conocido su rol en el cuerpo técnico liderado por Nicolás Larcamón, manifestó su deseo de que el equipo retome su nivel una vez que el torneo de Primera División regrese. «El cuerpo técnico está trabajando lo más profesional posible. Ojalá que en la vuelta seamos uno de los que menos les cueste retomar los entrenamientos y los partidos. Cuando todo vuelva a la normalidad, esperamos volver a sostener el nivel del equipo, que era muy bueno».

Comparte